sábado, 5 de noviembre de 2016

Ejecuciones




 “No habrá ya más sangre”, Fidel Castro.

  Revolución, 4 de enero

  No ha habido ejecuciones sin previo juicio, afirma Fidel Castro por la TV.

 «Sólo han sido ejecutadas dos o tres docenas de personas que no tenían derecho a vivir»

 Jamás fue torturado o maltratado ningún prisionero de la revolución

 Nueva York, 12— El dirigente cubano Fidel Castro ha negado que sus fuerzas hayan ejecutado a partidarios de Batista sin previo aviso.

 Castro declaró en una entrevista celebrada en la televisión de la Habana, que solamente han sido ejecutados dos o tres docenas de personas que no tenían derecho a vivir como resultado de los muchos crímenes cometidos durante el régimen de Batista.

 Afirmó finalmente Castro que sus hombres nunca hablan matado a nadie sin previo juicio y que jamás torturaron o maltrataron a los prisioneros hechos durante la revolución. — EFE.

 La Vanguardia, 12 de enero de 1959

 Juicios sumarísimos en Santiago

 En Santiago, capital de la provincia de Oriente, un «tribunal revolucionario» comenzará mañana una serie de juicios sumarísimos contra 320 personas.

 En Camagüey catorce tribunales están decidiendo la suerte de más de 200 personas y en la propia capital, la Habana, un solo centro de investigaciones tiene detenidos en espera de ser juzgados a 42 civiles y militares.

 En Matanzas, capital de la provincia del mismo nombre, jefes militares han anunciado que han enviado a la fortaleza de Cabaña nueve prisioneros políticos para ser juzgados y en la localidad de Colón cinco «criminales de guerra» esperan ser sometidos a juicios sumarísimos que comenzarán mañana.

 Un portavoz de la Policía en la Habana, informa que otros 24 militares han sido entregados a las autoridades de Cabaña para ser juzgados por la justicia revolucionaria.

 En la localidad portuaria de Mariel, al oeste de la Habana, el Gobierno se ha hecho cargo del yate de Manuel Pérez Benitos, colaborador de Batista y lo ha declarado propiedad del Estado. –EFE, 13 de enero de 1959.

 Justicia revolucionaria. Cuatro fusilamientos en Santiago de Cuba

 En juicio celebrado en la Audiencia de la heroica ciudad de Santiago de Cuba, situada junto al célebre cuartel Moncada, se condenó a muerte a cuatro miembros de los cuerpos represivos de la tiranía a los cuales se probó sus crímenes y torturas. Fueron fusilados en horas de la madrugada del lunes. Se hacía justicia revolucionaria, no como un acto de revancha, sino como ejemplar castigo al crimen, como fecunda enseñanza para las generaciones venideras.

 Que no se detenga la justicia ejemplar

 A doce días del establecimiento del Gobierno Revolucionario y del restablecimiento de la Ley, comienzan ya a alzarse voces disonantes pidiendo cierta sospechosa misericordia para los que acusados de cientos de crímenes repugnantes contra la integridad de la persona, comienzan ya a purgar sus delitos frente al ejemplar pelotón de fusilamiento. No somos espíritus morbosos sedientos de sangre y de castigo. En la guerra, frente al adversario que no perdonaba, fuimos generosos. En esa generosidad estriba nuestra fuerza y parte de nuestro triunfo.

  Revolución, 13 de enero de 1959




 Fidel Castro acuerda suspender las ejecuciones

  La Habana, 28. — El Gobierno cubano ha hecho un alto en la marcha de la “justicia revolucionaria” contra los «criminales de guerra» coincidiendo con el regreso, ayer, desde Caracas, del dirigente revolucionario Fidel Castro.

 Aunque cuatro detenidos fueron sentenciados ayer a muerte, no se ha informado de ninguna ejecución. Por otra parte, el juicio contra el teniente coronel Ricardo Luis Grau y la vista del recurso de apelación por parte del comandante Jesús Sosa Blanco contra la pena de muerte a que fue condenado, han sido aplazados indefinidamente.

 Los juicios que iban a celebrarse en Santiago de Cuba también han sido retrasados.

 En ciertos medios de la Habana se dice que estas medidas han sido consecuencia de los consejos recibidos por Fidel Castro durante su viaje a Venezuela. — EFE

  “Se suspenden las ejecuciones… Con carácter momentáneo”, Raúl Castro

 Revolución, 17 de enero de 1959

 La Habana. 28. — El Tribunal Militar Supremo ha aplazado la vista del recurso presentado por el comandante bautista Jesús Sosa Blanco, «el criminal de guerra número 1».

 Se cree que el aplazamiento se debe al deseo de examinar en la misma sesión el recurso del comandante Pedro Morejón Valdés. — EFE.

  La vanguardia, 28 de enero de 1959.

 Otras once ejecuciones en Cuba

 La Habana, 11. — Con la ejecución de otros once partidarios de Batista fusilados ayer, la cifra de ajusticiados por este concepto se eleva ya a cuatrocientos veintisiete, según cómputo no oficial. Como se recordará, el primer ministro Fidel Castro manifestó al comienzo de los juicios contra los del régimen de Batista que no sentenciarían a muerte más de cuatrocientas personas.

 Mientras tanto los juicios siguen a su ritmo. Ayer fueron sentenciados a la última pena diez «batistianos» de acción más y otros doce lo fueron a largas penas de reclusión. Dos lograron ser absueltos.

 En Santa Clara cinco penas de muerte fueron conmutadas en penas a cadena perpetua.

 Finalmente, siete destacadas personalidades del régimen de Batista que se habían refugiado en la Embajada del Brasil y en la de Chile, han obtenido el permiso de salida del país.—EFE.

 La Vanguardia, 12 de marzo de 1959

 SIGUEN LAS EJECUCIONES EN CUBA

 La Habana, 1. — A 604 se elevan ya los cubanos que han sido ejecutados por los hombres de Fidel Castro desde que éste ganó la guerra civil. Hoy fueron fusilados 12 “criminales de guerra” más, seis de ellos en la fortaleza de La Cabaña.

 Mientras tanto, un centenar más de estos «criminales» convictos esperan su ejecución, y en las cárceles otros cincuenta aguardan su turno para comparecer ante los tribunales.— EFE.

 La Vanguardia, 2 de mayo de 1959.



 Castro decreta nuevas causas de pena de muerte

 La Habana, 8. — El Gobierno revolucionario de Fidel Castro ha decretado la pena de muerte para aquellos que incurran en traición, subversión, espionaje, en tiempo de guerra y «crímenes que dañen la economía nacional o el tesoro público»…

 «Las actividades revolucionarias, tales como revueltas armadas y la comisión de crímenes en favor del ex presidente Batista», serán también castigadas con la pena de muerte.

 Noticias no confirmadas procedentes de la provincia de Pinar del Río, indican que los tribunales revolucionarios, que desde que iniciaron su labor el 1 de enero, han sentenciado a muerte a cientos de personas, están a punto de terminar su labor.

 Unos once «contrarrevolucionarios», entre los que se encuentra una mujer, esperan ser conducidos ante un tribunal. — EFE.

 La Vanguardia, 9 de julio de 1959

 La Habana, 17. — Un pelotón de fusilamiento ha ejecutado a tres cubanos una hora después de que comparecieran ante un tribunal. Uno de ellos fue declarado convicto de intentar asesinar al jefe del Gobierno, Fidel Castro.

 Los cubanos José M. Mesa López, Balbino Díaz Balboa y Julio A. Yebra Suárez, fueron fusilados contra la tapia de la fortaleza-prisión de La Cabaña, donde centenares de «criminales de guerra», han perecido durante el primer año del régimen castrista.

 Aunque no se conoce con exactitud el número de personas ejecutadas por el Gobierno de Castro, se cree que con las muertes de Mesa, Díaz y Yebra, la cifra total asciende a más de 630.

 Las ejecuciones de hoy son las primeras anunciadas oficialmente este año. En fuentes oficiales se han desmentido los informes relativos a que se habían llevado a cabo ejecuciones secretas en La Cabaña y en la sierra de Escambray, donde las fuerzas castristas luchan contra las guerrillas antigubernamentales.

  Informes llegados ayer a la Habana dicen que las fuerzas anti-Castro procedentes de la sierra del Escambray ocuparon la ciudad de Fomento la pasada semana y se hicieron fuertes en ella durante dos días hasta que fueron rechazadas por tropas del Gobierno.

 Un comentarista gubernamental ha declarado por radio que eran infundados los rumores relativos a que mil invasores cubanos fuertemente armados habían desembarcado en Cuba central para reforzar a las guerrillas. — EFE

 La Vanguardia, 18 de enero de 1961

  



  TRES NUEVAS EJECUCIONES

 Dos norteamericanos y siete cubanos han sido ejecutados en Pinar Río tras haber sido condenados a muerte por un tribunal revolucionario, según anunció una emisora del Gobierno cubano. 

 Los dos norteamericanos eran Howard Anderson y Augus Macmair, de cuya ejecución se había dado cuenta anteriormente. La emisora añadió que fueron condenados a muerte por un tribunal revolucionario acusados de haber desembarcado en Cuba el mes pasado para unirse a un grupo rebelde mandado por Clodomiro Miranda — EFE.

 Un norteamericano, Howard Anderson y varios cubanos, entre ellos José del Custo, ex oficial- del Ejército durante el régimen de Batista, han sido condenados a muerte por un tribunal militar cubano.

 Anderson es un ex marino norteamericano que trabaja en Cuba desde hace muchos años, encargado de una gasolinera. Fue detenido y encarcelado, sin permitírsele declarar. — EFE, 19 de abril 1961.