sábado, 23 de abril de 2016

De La Habana a San Diego




 El ferro-carril de Oeste, en Cuba, enlaza a la capital de la isla con la feraz región tabacalera denominada de Vuelta-Abajo, y conocida en todo el mundo por la excelencia de sus vegueros, sin rival en ningún otro país del universo; y en ese ferro-carril, que ha proporcionado grandes beneficios a la extensa y fértil zona que atraviesa, es de mucha importancia el movimiento de viajeros entre la Habana y la Soledad, punto donde arranca la línea trasversal a los famosos baños de San Diego, tan concurridos, en dos temporadas anuales, por numerosos bañistas de la isla y de varias regiones del continente americano.

 Se hacía el viaje de la Habana a San Diego, hasta hace pocos años, en carruajes típicos, especiales, llamados volantas y quitrines, que ofrecen mucha comodidad al viajero y están construidos en forma adecuada para resistir a los accidentes del terreno y del clima; pero desde la inauguración de la línea férrea del Oeste, aquellos carruajes sólo se emplean en recorrer algún trozo del camino, por el cual no atraviesa todavía la rugiente locomotora.

 En el grabado, que representa una sección del camino de Vuelta-Abajo (según dibujo del natural, por D. Julián Llorens), se puede observar el rudo contraste que existe entre los dos medios citados de locomoción: por un lado, la volanta, pequeño cupé de dos ruedas, lirado por briosos caballos y guiado por un negro calesero; por otro, majestuoso tren de viajeros, arrastrado por soberbia locomotora norte-americana.

 El paisaje y los accesorios son característicos, verdaderamente locales; a lo lejos se distingue un edificio de ancha cubierta y erguidas chimeneas, que pertenece a un ingenio azucarero; se extienden a manera de lindes, junto a los raíles del camino, las verdes piñas, de largas y puntiagudas hojas; se ve allí mismo tranquera o talanquera que da ingreso al cercado, y que denuncia en su forma sencilla un origen primitivo; al fondo se levantan arrogantes árboles, que dan idea de la poderosa vegetación de los trópicos.
  
 La ilustración española y americana, 1893.